ARTES EN RAYOS X

Los rayos X son aquella radiación electromagnética, invisible, capaz de atravesar cuerpos opacos y de alterar películas fotográficas. Su longitud de onda está en 10 a 0.1 A, que corresponden a las frecuencias en el rango de 30 a 3000 PHz lo que los hace invisibles.
Se generan a partir de una desaceleración rápida de electrones muy energéticos a chocar contra un blanco metálico, son fenómenos extra-nucleares a nivel de la órbita electrónica produciendo una radiación ionizante.
Su descubrimiento comienza con algunos experimentos del científico William Crookes, en el siglo XIX, quien investigó los efectos de ciertos gases, en conjunto con descargas de energía. Estos experimentos, se desarrollaban en un tubo con electrodos al vacio, que generaban corrientes de alto voltaje. Él lo llamó tubo de Crookes. Este tubo al estar cerca de placas fotográficas, generaba en las mismas algunas imágenes ciertamente borrosas. Pero este físico inglés, no continuó investigando mayormente este efecto.
Nikola Tesla en 1887, comenzó a estudiar el efecto creado por medio de los tubos de Crookes. Tras su investigación se dio cuenta de los peligros que tenia esta radiación en los organismos biológicos y alerto a la comunidad científica.
El físico Wilhelm Conrad Röntgen en 1985, realiza experimentos con los tubos de Crookes y la Bobina de Ruhmkorff. En estos experimentos analizaba los rayos catódicos, para evitar la fluorescencia violeta que producían estos en las paredes de un vidrio del tubo.
Para esto crea un ambiente de oscuridad, cubriendo el tubo con una funda de cartón negro. Se sorprendió al ver un débil resplandor amarillo-verdoso a lo lejos, sobre un mesón próximo había un pequeño cartón con una solución de cristales de platino-cianuro de Bario. Cada vez que se prendía el tubo este resplandor se veía, los rayos creaban una radiación muy penetrante pero invisible, estos rayos alcanzaban a atravesar materiales menos densos que el plomo.
En varias semanas de pruebas trato de fotografiar estos rayos, lo que le mostro que hacían cambios en la emulsión fotográfica. Con este nuevo descubrimiento intento demostrar que se podían tomar fotografías con estos rayos. Se ponía un objeto y se le apuntaban los rayos con una placa fotográfica por detrás del objeto. Estas pruebas las hizo a diferentes distancias, incluso a través de una pared de una habitación.

radio.jpg
Radiografía mano Izq.
Un día decidió sacar la primera radiografía humana, al no poder ser él mismo le pidió el favor a su esposa. Dejo su mano sobre la placa fotográfica por quince minutos. Se llamaron “Rayos X” ya que su inventor utilizo la variable ´x´ para todos los cálculos y por lo tanto decidieron dejarle este nombre. Así nace una de las ramas más útiles de la medicina, la radiología. También es usada por algunos artistas para tomar fotos de diversos especímenes de flora.

Uno de estos artistas es la fotógrafa Judith K. McMillan1, quien le tomaba fotografías por medio de estos rayos a algunas flores como los gladiolos, y algunas orquídeas. Ella le fascinó eso y se dedico a tomarle fotos en diferentes temporadas a las flores y realizar muestras de evolución en estas. Como la flor nace hasta que muere.

Dahlia-2_(Dinner_plate_Dahlia)_1999_reduced_web.jpg
1. Dahlia-2 (Dinner plate Dahlia) 1999 reducida.



Otro artista inspirado en la radiografía de flora es Steven N. Meyers2, el cual busca formas geométricas en las flores y muestra como la naturaleza es tan bella, sus trabajos son en color blanco y negro dándole diferentes matices a cada fotografía, mostrando ciertas partes de las flores en las que resalta su belleza.

Como el descubrimiento de los rayos ’X’ apasiona a alguna persona y la inspira para mostrar formas de distintas perspectivas. Es maravilloso el matrimonio que puede haber entre la ciencia y el arte moderno.

Autoría:

Sergio Alejandro Naranjo C.
Facultad de Ingeniería.
Ingeniería Mecatronica.




1. http://www.xray-art.com/
2. http://www.judithkmcmillan.com/